Search Icon
header-learningCenter

CONSEJOS RÁPIDOS

Organizando las Finanzas de Regreso a la Escuela

Back to School Board

El verano esta llegando a su fin y las familias están preparándose para el caos que se asocia con el regreso a la escuela. Según la Federación Nacional de Minoristas, el año pasado los consumidores se gastaron un promedio de $688.62 en los gastos escolares para sus hijos. Eso no incluye otros gastos que surgen durante todo el año. Con muchas familias luchando, el tener que pagar esa cantidad de dinero podría poner tensión en sus finanzas que podrán ser difíciles de vencer.

¿Por qué no empezar el año escolar con un plan? Siéntese con sus hijos y trace una estrategia que va a satisfacer sus necesidades y ayudarle a organizar sus obligaciones financieras para el año. Apprisen ofrece algunas sugerencias para comenzar.

Anuncios

Las empresas están ansiosas de comunicar su mensaje de mercadeo para poder sacar un pedazo de más de 84 billones en ventas que representan las compras de regreso a la escuela en el mundo.  Nos han bombardeado con anuncios publicitarios, anuncios en internet, muestras en tiendas, y cualquier otro lugar que ellos puedan encontrar un público para lanzar su producto. ¿Su objetivo primario? Su hijo. Cuantas veces los padres escuchan “TENGO que tener eso!” o “Todo el mundo tiene uno?”. Es importante que hablemos con nuestros hijos sobre como los publicistas tratan de influir en nuestras decisiones sobre qué comprar. Señale “trucos de oficio”. Por ejemplo, el uso de personajes para llamar la atención u ofrecerte algo gratis si lo “compras ahora”. Al comenzar esta discusión a una edad temprana, eventualmente los niños aprenden a reconocer las señales. 

Crea un Presupuesto

Cuando se crea un nuevo presupuesto para la escuela, tenga en cuenta todos los gastos que pueda incurrir durante todo el año – actividades extra-curriculares, fotos, eventos especiales, excursiones, recaudaciones de fondos, etc.  Abre una cuenta especial donde pueda depositar dinero de cada cheque de pago y entonces lo tendrás disponible cuando el gasto se aproxime. Si encuentra que su presupuesto no le permite para algunos de estos gastos, es posible que tenga que reducir. Por ejemplo, se puede limitar el número de actividades extra-curriculares que su hijo participa o empezar a comprar equipo en ventas de garaje o tiendas de segunda mano.  En el caso de eventos especiales, como bailes, tenga una cantidad que está dispuesto a pagar y después deje que su hijo decida como gastarlo. Esto es algo que cada adulto tiene que lidiar y al enseñarle a tus hijos esta lección a temprana edad, estas preparándolos mejor para el mundo real. Ellos aprenderán como dar prioridad a lo que es importante para ellos. Si es necesario, haga que ellos cooperen un poco de su dinero para cubrir los “extras” que quieran. No se sienta culpable si usted no puede darse el lujo de permitir que hagan todo  lo que quieren.  La lección que les estará enseñando acerca de vivir dentro de sus medios es mucho más valiosa que un vestido de baile de graduación de $250 que no van a recordar.

Compras de Regreso a la Escuela

Revise la lista de los artículos que su hijo “debe tener” que se le envió de la escuela. ¿Hay artículos en la lista que le sobraron del año pasado que todavía pueda utilizar? ¿Usted realmente necesita todo los artículos anotados en las cantidades sugeridas? De prioridad a la lista de materiales que debes comprar ahora y las cosas que posiblemente puedan esperar hasta más tarde. Muchas veces, hay elementos de la lista que el profesor quiere para el uso de toda la clase, como Kleenex o toallas de bebe. Si el dinero es escaso, deberías hablar con el ellos y ofrecer enviar tu contribución en una fecha posterior.

Antes de salir por la puerta, tenga un plan de donde va a ir y cuanto se  va a gastar. Al igual que usted maneja el hacer decisiones para eventos especiales, deje que su hijo decida como dividir la cantidad presupuestada. Quizás estarán  felices usando la misma mochila del año pasado porque realmente quieren la libreta más cara. Tal vez decidan volver a usar gran parte de lo que tenían el año pasado y poner ese dinero en ahorros. Eso esta bien también. Cuanto más control tengan sobre esas decisiones, mejores preparados estarán para la adultez.

Dinero para Gastos

Hay mucho debate sobre si dar o no dinero para gastos; debería estar vinculada a las tareas, y cuanto debería ser. La única forma en que un niño va a aprender a manejar el dinero es teniendo algún control sobre la forma en que lo gastan. La mejor lección que los padres le pueden enseñar a sus hijos es la del manejo de dinero y el darle dinero para gastos les permite practicar esa habilidad y les permite cometer errores cuando los costos son mínimos. También les da la oportunidad de evaluar sus deseos y necesidades y les da una idea de cuanto cuestan las cosas. Cuando tienen esa apreciación, eso hace que sus compras sean más significativas.

Muchas personas creen que una el dinero para gastos debe estar vinculado a las tareas. Pero, ¿Qué pasa si el niño no necesita el dinero y a su vez, no hace sus tareas? ¿Cuáles son las consecuencias, entonces? Las tareas se deben hacer, ya que son un miembro de la familia y no deben vinculadas al dinero para gastar. Si es aceptable, el dinero extra podría ser ganado por hacer proyectos adicionales en la casa. Para conocer el manejo de dinero, el niño debe tener dinero para manejar.

Finalmente, ¿Cuánto debería ser el dinero para gastos? Una escuela de pensamiento es un dólar por cada año de edad.  Otro seria sugerir darle la misma cantidad de dinero para gastos que sus amistades reciben. Un mejor enfoque seria determinar cuanto está gastando en ellos ahora, ¿qué esperas que ellos paguen, y después determina una cantidad a partir de esa cifra. El dinero se debe pagar una vez a la semana  y cuando crezca el niño, cada dos semanas. La dura lección para los padres no es rescatar a sus hijos cuando ellos no tengan suficiente dinero para lo que quieran o se le haya “olvidado” su cartera.  Dale la satisfacción de haga la compra por su cuenta y provéale una lección de vida valiosa.

Apprisen BBB Business Review United Way